1. - Hoy a tus plantas venimos todos,

Cristo bendito, con gran fervor.

¡Eres camino, Verdad y Vida;

eres la llama de nuestro amor!

 

CRISTO DE LA LAGUNA,

ESCUCHA NUESTRA ORACIÓN (2)

2.- Crucificado, te contemplamos,

necesitados de salvación:

Danos tu gracia, danos tu vida,

danos el gozo de tu perdón.

 

CRISTO DE LA LAGUNA,

ESCUCHA NUESTRA ORACIÓN (2)

3.- Tu pecho amante fue traspasado.

¡Fue mi pecado quien lo rasgó!

Pero la sangre de tu costado

es fuente viva de redención.

 

CRISTO DE LA LAGUNA,

ESCUCHA NUESTRA ORACIÓN (2)

 

4.- Son tus heridas puertas abiertas,

que nos descubren tu corazón.

Haz que no busque otros caminos,

porque esas puertas llevan a Dios.

 

CRISTO DE LA LAGUNA,

ESCUCHA NUESTRA ORACIÓN (2)

 

5.- Ante tu imagen anonadados,

te veneramos con devoción

y te pedimos, Señor, confiados,

que no nos falte nunca tu amor.

 

CRISTO DE LA LAGUNA,

ESCUCHA NUESTRA ORACIÓN (2)

 

6.- Hoy muchas gracias, Señor, te damos

por esos brazos que fortalecen,

por tus palabras que nos animan,

por tus consuelos que nos sostienen.

 

CRISTO DE LA LAGUNA,

ESCUCHA NUESTRA ORACIÓN (2)

7.- Que nuestra ruta por este mundo

sea una siembra de paz y amor,

sirviendo siempre a los hermanos

al ritmo alegre del corazón.

 

CRISTO DE LA LAGUNA,

ESCUCHA NUESTRA ORACIÓN (2)

8.- En el desierto de nuestra vida

que nunca falte tu dulce voz;

que nunca falte tu Pan del Cielo;

¡Señor, que nuca  nos faltes tú!

 

CRISTO DE LA LAGUNA,

ESCUCHA NUESTRA ORACIÓN (2)

 

9.- Y al fin rendidos, con esperanza

queremos, Cristo, igual que tú:

poner el alma en manos del Padre

y que la envuelva siempre su luz.

 

CRISTO DE LA LAGUNA,

ESCUCHA NUESTRA ORACIÓN (2)